Nota informativa sobre la peligrosidad del ozono

Nota informativa sobre la peligrosidad del ozono

Publicado en: Noticias | 0

La Consejería de Salud y Familias de la Junta de Andalucía ha publicado el 18 de mayo de 2020 una Nota informativa sobre desinfectantes virucidas, ozono y túneles desinfectantes de personas que aclara la situación actual de los sistemas y equipos que generan ozono in situ para desinfección según la normativa sanitaria.

La nota recuerda que el ozono generado in situ es un biocida y no ha sido todavía aprobado a nivel europeo, por lo que la administración sanitaria no puede proporcionar ningún documento, bajo la legislación de biocidas, que establezca su eficacia o la seguridad de su uso.

Las dudas principales que se plantean son, según este documento, por un lado, las dosis necesarias para garantizar su eficacia frente al coronavirus y, por otro, los efectos sobre la salud que dichas dosis pueden implicar.

El ozono está notificado como desinfectante para uso ambiental (TP2), para la industria alimentaria (TP4), entre otros. Pero NO puede utilizarse como un desinfectante TP1, es decir para la desinfección con la finalidad de higiene humana (no se puede aplicar sobre personas).

La Junta de Andalucía advierte sobre la peligrosidad del ozono recordando que el ozono no es inocuo, de hecho, el “ozono puro” tiene importantes efectos en la salud, por lo que la gestión del mismo debe hacerse con mucha precaución para evitar problemas. Y que la concentración de ozono en la que se realice la aplicación determinará su peligrosidad para la salud.

Así, la nota informativa establece estas advertencias para usar el ozono:

  • No se puede aplicar en presencia de personas.
  • Los aplicadores deben contar con equipos de protección adecuados.
  • Al ser una sustancia química peligrosa, puede producir efectos adversos. En el inventario de clasificación de la ECHA (Agencia Europea de Sustancias y Mezclas Químicas) se notifica la clasificación de esta sustancia como peligrosa por vía respiratoria, irritación de piel y daño ocular.
  • Se deberá ventilar adecuadamente el lugar desinfectado antes de su uso.
  • Puede reaccionar con sustancias inflamables y puede producir reacciones químicas peligrosas al contacto con otros productos químicos.

La nota termina haciendo un repaso a la situación legal en la que se encontrarían los sistemas que generan ozono y las empresas que realicen tratamientos con este biocida.

Por otro lado, la Junta de Andalucía también advierte de que no están autorizados los túneles desinfectantes para personas.

Ver la Nota informativa sobre desinfectantes virucidas, ozono y túneles desinfectantes de personas en la web de la Consejería de Salud y Familias de la Junta de Andalucía.